martes, 28 de agosto de 2007

Los Hijos de la Tierra




Acabo de terminar de leer los 5 libros de la serie "Los hijos de la Tierra" de la autora norteamericana Jean Auel.





La serie me deja un muy buen sabor de boca sobre la temática de los libros, las aventuras de una joven Cro-magnon que queda huérfana a los 5 años debido a un terremoto que acaba con su campamento, después de vagar algunos días y sufrir varias penurias es encontrada por un grupo de Neanderthales autodenominados "el Clan del oso cavernario", quienes la adoptan y la crian como una igual. Desde el inicio del relato empiezan a hacerse presentes las diferencias entre ambas especies, mismas que llevan a la protagonista a vivir grandes aventuras. El primer libro concluye con la protagonista abandonando la gente que la crio en busca de los de su especie. El segundo libro narra su trayecto en busca de los "Otros" y su vida solitaria en "el valle de los caballos" donde se hace de 2 amigos bastante peculiares. Mientras tanto, Jondalar y Thonolan, dos hermanos cromagnones emprenden un viaje a tierras lejanas, la historia corre paralelamente a la de Ayla, describiendo las travesías de ambos, hasta que Ayla encuentra a Jondalar, momento en el cual empieza una relación especial, pero con los problemas que deben enfrentar por provenir de culturas tan diferentes. El libro concluye cuando en un recorrido entre ambos se encuentran con otro grupo de personas autodenominados "los cazadores de mamuts", el tercero describe todo el tiempo que pasan Ayla y Jondalar con estas personas, contando sus costumbres, y sus relaciones con gente tan diferente a ellos en costumbres. Sin embargo, en este tiempo Ayla y Jondalar se distancian por problemas derivados del origen de Ayla, pero el libro termina con la reconcialiación de ambos y empiezan un largo viaje de regreso a la tierra de Jondalar que describirá en el cuarto libro su paso a través de las "llanuras del tránsito" hasta llegar a la tierra de los Zelandoni, el pueblo de Jondalar donde empieza el quinto libro, que narra todo el proceso por el que Ayla tiene que pasar en los "refugios de piedra" para ser aceptada por el pueblo él con quien finalmente se termina emparejaa.



Toda esta historia es súmamente rica en descripciones y conocimiento antropológico. Es evidente que para la realización y recreación de las actividades de nuestros antepasados se requierieron años de investigación sobre los vestigios, así como del conocimiento de las diferentes teorías acerca de la evolución humana. Esta novela es verdaderamente una obra digna de disfrutarse, no solo por la capacidad creativa y lo complejo de los personajes, sino por el sustento científico que da base al relato, lo que lo convierte en una ventana al pasado que en mi particular punto de vista me deja una serie de reflexiones sobre la Humanidad y su desarrollo cultural y espiritual.

No hay comentarios.: